Arbol Baobab Leyenda

Su soberbia llegó tan lejos que se enfrentó a los dioses proclamando que próximamente les alcanzaría. Me quedé tan sorprendida al verlo que los pequeños del pueblo se reían al ver como adoraba y observaba fascinada el árbol, en tanto que ellos se habituan con él desde pequeñísimos. La primera oportunidad que me hallé con un baobab fue en el sur de Senegal, en Casamance, a lo largo de mi primer viaje en familia. Si deseas conocer los baobab personalmente, no dudes en consultar los viajes a Madagascar en nuestra web. Las leyendas, como cualquier tipo de relato o historia, son un vehículo apreciado a fin de que los y las peques puedan comprender el planeta en el que viven, tal como imaginar otros mundos que no están a su alcance.

El baobab era tan grande que con su copa comenzó a apropiarse de la luz y dejaba al resto de las plantas y animales bajo su sombra sin poder disfrutar de la luz solar. Merced a esto, el baobab medraba más y más fuerte mientras que las otras plantas solamente medraban con los resquicios de luz que pasaban entre las copas del baobab. La única clase natural de Australia, que recibe asimismo comúnmente el nombre de boab o baobab australiano, si bien allí se le llama también árbol de la rata fallecida o árbol botella, por la manera de su tronco. Consigue alturas de hasta 10 metros, con un leño que llega a superar los 5 metros de diámetro. Este es el llamado en concreto pan del mono, un árbol de leño masivo natural del sur del Sáhara y asimismo el más conocido de los baobab. Alcanza alturas de hasta 25 metros, pero lo más destacable es su tronco, con una circunferencia que puede llegar a superar los 40 metros.

Los mismos dioses, maravillados de su bella creación le concedieron un don, el de la longevidad, a fin de que de esta manera se perpetuara su gran obra. A partir de ese instante, el baobab, creció sin parar, poco a poco más alto, potente y fuerte. La sombra de sus ramas era tal, que no dejaba pasar ni la luz ni el calo, impidiendo a el resto arboles y plantas que tengan la posibilidad de crecer. Hace unos años, a lo largo de nuestro viaje por Tanzania, tuvimos la posibilidad de ver los increíbles baobab. Los baobabs estaban a pocos metros del lodge donde nos alojábamos aquella noche.

La Historia De Historia Legendaria Africana Del Baobab | Sobre Leyendas

La hiena, que no ha podido hallar ningún tesoro empezó a condenar al árbol y comenzó a rasgar su tronco pero fue inútil, pues ahora el leño del baobab se había vuelto áspero y duro de nuevo. El señor hiena, muy cansado, dio la media vuelta y salió a su casa sin tesoro a causa de su codicia. El fruto del baobab, que asimismo es llamado pan de mono, llega a alcanzar los 45 centímetros y su pulpa es comestible para el ser humano y muchos otros animales y es riquísima en nutrientes, más que nada en fibras. Si quieres conocer mucho más frutos extraños, te animamos a leer este otro post sobre 30 frutas tropicales extrañas. Tras saber a todas y cada una estas especies de baobab, te aconsejamos leer este otro artículo sobre Qué son los árboles, sus peculiaridades, tipos y partes.

Éstos, enfurecidos con el árbol y para darle una lección de humildad, lo castigaron condenándolo a medrar al revés, dejando sus hermosas hojas y flores bajo la tierra y sus raices en el aire. Su nombre científico es Adansonia, el género que abarca las 8 especies de baobab, todas pertenecientes a la familia Malvaceae. El señor hiena, que tenía unas pretenciones muy distintas a la del conejo, pensó que si le arrancaba el corazón al baobab no solamente se llevaría lo que cabía en sus manos, sino todos los tesoros del árbol. El señor hiena pensó que el baobab tenía muchos otros bienes escondidos en su interior conque se lanzó salvajemente sobre el baobab y, con sus afiladas garras, empezó a desgarrar el corazón del árbol. Lo rasgó y lo rasgó, haciéndole bastante daño al pobre baobab; la hiena mordía y también hincaba sus dientes sobre la corteza del corazón del baobab para arrancárselo y de esta forma quedarse con absolutamente todos los tesoros.

El Baobab, Un Árbol Que Alberga Leyendas

Su vanidad medró tanto que los dioses lo castigaron, enterrando sus ramas y dejando a la visión sus raíces. En efecto, parece un árbol invertido que, con sus ramas extendidas en orden anárquico, quiere implorar el perdón de los dioses. De tronco cilíndrico e irregular, llega a alcanzar diez metros de diámetro y 30 metros de altura. La flor del baobab Adansonia za es de tonos anaranjados y aparece en primavera.

Tribus como los Dogones de la Falla de Bandiagará (Malí) aprovechan su corteza para crear cuerdas. En un artículo del periódico The Guardian anunciado en el mes de junio de 2018 se apunta que “nueve de los trece árboles mucho más viejos (de edad entre 1100 y 2500 años) han muerto de manera parcial o completa en la última década”. Según los investigadores de este estudio, la causa primordial de esta repentinas muertes puede ser el cambio climático, pero todavía se precisan mucho más labores de investigación y estudio. En lo últimos años, al mismo tiempo que la popularidad de este fruto ha ido medrando fuera de las fronteras africanas, los árboles mucho más viejos han ido muriendo poco a poco sin una razón inicial aparente.

Comentarios En “Leyenda Sobre El Baobab, El Árbol Mucho Más Precioso”

No obstante, con el paso del tiempo el sol, que era fuerte, empezó a secarles la piel hasta el momento en que les quedó como la tienen ahora. Los demás animales dejaron de admirarles y sintieron mucha, mucha vergüenza. Es por este motivo que siempre que alguien se les acerca se esconden de manera rápida bajo el agua.

Tanto es de este modo, que tienen la posibilidad de transformarse en vehículos para la transmisión de valores sociales y conectarles con las raíces de sus pueblos originarios. Mi buen amigo hiena, qué alegría me das con tu visita, ¿por qué te protestas de tu suerte? El conejo, muy agradecido, cogió lo que cabía entre sus manos y se marchó muy contento después de ofrecerle las merced al baobab por su generosidad. – dijo el conejo.- pienso que descansaré un rato, hace bastante calor y no he comido todavía. La pulpa del fruto, harinosa y ácida, es comestible y se emplea para hacer bebidas refrescantes, parecidas a limonadas se realiza con él una bebida refrescante.

Yo creo que la leyenda estállena de sabiduría y procura transmitir la relevancia de la humildad frente a la soberbia. De las hojas secas se prepara una infusión muy efectiva para recortar la diarrea y sirve a la población como medicina tradicional contra la fiebre y la malaria. De la corteza de su fruto se hacen recipientes artesanales que sirven como vasos para beber. En lo que se refiere a lo de que las mujeres no tienen que permanecer bajo el baobab mi abuelo no supo darme una contestación convincente. La respuesta la hallé al conocer la cara del machismo en África.

Este es el baobab que alcanza una mayor altura, llegando a medrar hasta los 30 metros y en ocasiones algo más. Su leño, de manera cilíndrica y corteza lisa, es de unos 3 metros de diámetro y produce flores de color crema, muy aromatizadas, que dan sitio a frutos ovoides con un contenido elevado de vitamina C. El baobab había adquirido tanta soberbia que no le importaba lo que ocurría bajo sus ramas. Con un orgullo tan desmedido como su altura, retó a los dioses diciéndoles que llegaría a alcanzarlos.

Para la población senegalesa, el baobab es un árbol muy respetado y admirable. Tanto que en todos y cada uno de los poblados se escoge un baobab – el más grande – y ese es el que utiliza la red social de la tercera edad y la multitud sabia, para reunirse, tomar resoluciones y realizar sacrificios. Niños africanos en diferentes países de este continente con el fin de darles una visión del mundo y la realidad. La especie Adansonia gregorii son de los baobabs que crecen en Australia. Ya que no, la realidad no soy todo lo feliz que quisiera, si pudiera tener tantos tesoros como el conejo mi vida sería distinta, ha dicho la hiena. La verdad va mucho más en el sendero de la adaptación al medio en el que se desarrolla.