Existe De Verdad El Monstruo Del Lago Ness

Wetherell incluso se desplazó hasta allí, convencido de que los niños habían visto una criatura extraordinaria. Le sentó tal mal llevar a cabo el ridículo que decidió tomar venganza, a su vez, con otro engaño. La foto fue difundida por todo el planeta desde el Daily E-e correo electrónico como prueba irrefutable de la existencia del Monstruo del Lago Ness. A lo largo de mucho tiempo, si bien no se podía asegurar qué clase de criatura salía en la imagen, se tomó la fotografía en sí por real.

existe de verdad el monstruo del lago ness

Otros son avistamientos modernos extraídos de reportes directos, artículos de prensa y otras fuentes. La belleza está en el ojo del que mira y la morfología del Monstruo del Lago Ness, también. Por eso, algunos testigos han pasado olímpicamente de la descripción tradicional de Nessie y han afirmado haber visto una criatura con una forma completamente diferente. De todas formas, la comunidad científica en bloque descartó estas fotografías en el momento en que se demostró que habían sido retocadas, giradas y modificadas por pc.

Lago Ness

Se parece bastante a un plesiosaurio, un colosal reptil marino con aletas extinguido hace mucho tiempo que vivió en la era jurásica. Y desató una disparidad como ninguna otra en la crónica de la criptozoología, mandando a los turistas a las Tierras Altas de Escocia para ver por sí solos a la criatura de 65 millones de años de antigüedad parecida a un dinosaurio nadando en el lago Ness. A lo largo de los años, la búsqueda obsesiva de una criatura acuática de cuello largo y aspecto de dinosaurio solo ha dado sitio a fotografías trucadas, agua turbia y complementos de películas.

Obtuvieron múltiples fotografías de lo que afirmaron era una criatura afín a un plesiosaurio (entonces les cuento mucho más sobre esto) y una particularmente, que fue la que levantaron como prueba irrefutable de la existencia de Nessie, que parecía educar una aleta romboidal. Los resultados, publicados en el mes de septiembre de 2019, mostraron que hay unas 3.000 especies presentes en el lago Ness, muchas de las cuales viven a nivel microscópico. Pero otros avistamientos hablan de criaturas diferentes, más similares a elefantes (ciertos se encontraban por la región en los años 30 debido a un circo que visitaba la zona de Inverness) camellos o un enorme esturión que fue encontrado cerca del lago. Nuevamente, la lógica hace bien difícil creer que un animal del que nunca han aparecido los huesos y que no posee aptitud para alimentarse en una zona tan pequeña pueda verdaderamente subsistir a lo largo de muchos años.

Scott pretendía que el nombre permitiera que la criatura se agregara al registro británico de vida silvestre cuidada. El político escocés Nicholas Fairbairn llamó al nombre un anagrama para “Monster hoax by Sir Peter S”. Sin embargo, Rines respondió que en el instante en que se reorganiza, las letras asimismo podrían deletrear “Sí, las dos imágenes son monstruos – R.” Simultáneamente con las lecturas del sonar, la cámara alumbrada consiguió unos cuantos fotografías submarinas. El lago Ness es un turbio loch (lago en gaélico escocés) de 35 km cuadrados con una profundidad máxima oficial de 230 metros en las remotas Highlands escocesas. Esto lo convierte en la mayor masa de agua dulce de Gran Bretaña por volumen.

Si disfrutas la crónica de Escocia, en este momento habrás comprobado que hay poquísimas publicaciones que charlen de ella en nuestro idioma. Con la utilización de esta nueva tecnología, solo lograremos saber mucho más sobre lo que hay en las profundidades de las turbias aguas del lago Ness. En todo el año siguiente, sometieron las muestras a la última tecnología de secuenciación de genes y tuvieron a seis equipos distintas de todo el mundo haciendo un trabajo de manera independiente para cotejar el ADN. “Pudimos identificar la vida en el lago con cierto nivel de confianza”, dice Gemmell.

Antiguos Orígenes Del Monstruo Del Lago Ness

Dinsdale descartó la hipótesis por dado que las anguilas se ondulan de lado a lado como serpientes. Fotografiaron al monstruo de juguete que se balanceaba en el lago Ness a una distancia bastante para dar la ilusión de un tamaño monstruoso. Al final, reclutaron a Wilson a fin de que revelara las fotos y las reclamara como propias.

Una vista desde una “cámara de criaturas” mientras que se buscaba en el lago Ness, 1976. La búsqueda científica del mítico monstruo reveló algunos datos sorprendentes sobre su hogar en las Highlands escocesas. Además de esto, Nessie le dió de comer a cientos y cientos de hoteles, B&B, restaurantes, museos y empresas de tours desde tiempos inmemoriales. Y bien gustosos que pagamos todos un pequeño plus por vivir la ilusión de que lo imposible es viable y de que las leyendas pueden hacerse situación ante nuestros ojos cualquier ocasión.

El Monstruo Del Lago Ness, Un Fenómeno Turístico

Pero los fenómenos incomprensibles relacionados con el lago Ness son anteriores a aquel fatídico viaje de 1933. De hecho, los humanos vieron algo al asecho en sus profundidades a lo largo de milenios. Gemmell se cuida de decir que un estudio no nos comunica todo sobre el lago Ness. Shine quiere utilizar el ADN ambiental junto con otra tecnología bien considerada para obtener una imagen aún más completa del sitio que ha estudiado a lo largo de las últimas cinco décadas. “La mayor evolución de la tecnología en la búsqueda del lago Ness que se ha producido es la relativa al sonar”, dice Shine. “Los sonares multihaz acoplados a vehículos submarinos autónomos que tienen la posibilidad de acercarse a metros de un objetivo… nos dan una resolución magnífica. Y eso solo ha ocurrido en los últimos cinco años”.

Año De Los Jóvenes

Pero los intentos por capturar a la misteriosa criatura siguieron y en 1987 se llevó a cabo la operación Deepscan, donde se estudiaron los 227 metros de profundidad y los 36 kilómetros de longitud del lago. Pero a pesar de ello, el lago Ness ha continuado siendo un popular enclave turístico que recibe cada año a cerca de un millón de personas. Y sucede que en 2019, un equipo de estudiosos de Novedosa Zelanda que hacía un análisis de ADN en el lado Ness determinó que Nessie podría ser una anguila gigante. “Ninguna prueba apoya la iniciativa de que se trate de anguilas monstruosamente enormes”, dijo el científico al respecto. “Una pequeña joroba negra salió del agua a unos 400 metros de distancia”, asegura Campbell. Al estimar enseñar un informe, descubrió que no existía ninguna lista o registro real designado a los avistamientos del monstruo del lago Ness.

El Científico Henry Bauer Ha Planteado Una Exclusiva Teoría Sobre Nessie, El Famoso Monstruo Que Habitaría En El Lago Escocés

Con el uso de esta novedosa tecnología, solo lograremos saber considerablemente más sobre lo que hay en las profundidades de las turbias aguas del lago Ness. El emprendimiento no halló pruebas de que el mar entrara en el lago en el final de la Edad de Hielo (y ningún monstruo similar a un dinosaurio llegó con él). Shine afirma que este fue el principio del fin de su creencia en que un plesiosaurio vivía en el lago Ness. Es realmente difícil terminar con certeza qué inspira los reportes de avistamientos del monstruo del lago Ness. No sería la primera vez, sin embargo, que se anunciara la posible vida de esa criatura. En 1934 se hizo la primera fotografía del supuesto monstruo del Lago Ness que, múltiples años después, se probaría que era un fake que habían construido con un viejo submarino.

Wetherell, en pos de venganza, reclutó a su hijo, Ian, y a su hijastro, Christian Spurling, a fin de que edificaran un monstruo del lago Ness. Lo hicieron tomando un submarino de juguete de 35 centímetros y también injertando en la parte superior un cuello curvo de 30 cm de largo de madera plástica pintada de gris. A continuación, fijaron una tira de lastre de plomo en el fondo a fin de que no flotara hasta la área. Fotografiaron al monstruo de juguete que se balanceaba en el lago Ness a una distancia suficiente para ofrecer la ilusión de un tamaño monstruoso.